23 er. Salón de Pintura

Please download to get full document.

View again

All materials on our website are shared by users. If you have any questions about copyright issues, please report us to resolve them. We are always happy to assist you.
 2
 
  Nº 74 - Agosto er. Salón de Pintura La revista de Sistema de atención médica Círculo Médico de Vicente López g g Walter Huberk - Mi pequeño Quijote ilustrado - 1er. premio. El Mejor amigo g El
Related documents
Share
Transcript
Nº 74 - Agosto er. Salón de Pintura La revista de Sistema de atención médica Círculo Médico de Vicente López g g Walter Huberk - Mi pequeño Quijote ilustrado - 1er. premio. El Mejor amigo g El tiempo almodovariano 2º Seminario de Calidad de vida de Adultos mayores Más de 58 años al servicio de la salud EDITORIAL COMISIÓN DIRECTIVA Presidente Dr. Luis Marcelo Maucci Vicepresidente Dr. Sergio A. Lugo Secretario Dr. José Luis D Addino Tesorero Dr. Roberto Walter Zaldua Secretario de Actas Dr. Rodolfo Casullo Protesorero Dr. Roberto Vento Vocales Titulares Dr. Jorge Callegari Dr. Ricardo Julián Dra. Ana María Santamarina Dr. Andrés Battaglia Dr. Aldo Chiappara Vocales Suplentes Dr. Orlando López Jove Dr. José M. Dome Dr. Néstor Díaz Com. Rev. de Ctas. Titulares Dr. Luis G. Rubatto Dr. Marcelo Pannunzio Dr. Teodosio Cillo Com. Rev. de Ctas. Suplentes Dra. Irmgard Chiocca Tribunal de Disciplina Titulares Dr. Mario Bisaccio Dr. Carlos Brener Dr. Carlos Sampere Suplentes Dr. Alejandro Campos Dr. Guillermo Riccobelli Redactora Responsable Virginia Reynoso Diseño y edición gráfica José María Morán Casa Central D. F. Sarmiento 1755, Vicente López Tel.: Promedia el 2016, año que se inició con importantes cambios Institucionales. Hoy todo lo que se lee y sobre todo lo que se ve nos asombra e impacta. Es llamativo tanto lo que se descubre día a día como el ocultamiento y la anestesia a la que nos sometió la clase política en su totalidad con la ayuda inestimable de un Poder Judicial que solo avanza cuando las imágenes de la corrupción lo obligan a investigar. Nuestra Entidad, que mantiene un contacto directo con la comunidad de Vicente López, palpa a diario el pulso de la sociedad. Es aquí donde nuestra tarea en momentos de crisis debe continuar y redoblarse. No bajaremos nuestros brazos ante tanta mala noticia. Instituciones como la nuestra son contención y refugio para nuestra gente. SUMARIO 4 El Mejor amigo 7 El tiempo almodovariano 10 Jardines perfumados con jazmines 12 Los Oneto: pioneros en Florida 22 Agenda º Seminario de Calidad de Vida de Adultos Mayores 26 Homenaje al Dr. Carlos Brener 28 Mercedes Dr. Luis Marcelo Maucci Presidente 14 2º Seminario: Adultos Mayores 30 El vino de la previa del 25 de Mayo Registro de la propiedad intelectual en trámite. Los artículos firmados no reflejan necesariamente la opinión de cmsalud Vicente López y son exclusiva responsabilidad de sus autores. Permitida la reproducción parcial o total de las notas citando la fuente y enviando dos ejemplares. Revista de distribución gratuita. Órgano de información de cmsalud, Círculo Médico de Vicente López er. Salón de Pintura 20 Muestra Entre Todos 32 Daiquiri 33 Columnista: Hombre cotidiano 3 MASCOTA El Mejor amigo Perdido en el recuerdo de la especie, desde tiempos ancestrales el perro camina al lado del hombre con fidelidad permanente y misteriosa. Dicen que su origen evolutivo se remonta a hace más de cien mil años, y que su antecesor más cercano es el lobo, con quien comparte algunas características inconfundibles, como ladrar, aullar, mostrar los dientes o dar vueltas sobre sí mismos. Está junto al hombre desde hace diez mil años y su relación con los seres con los que convive puede llegar a tal profundidad que muchos lo eligen por sobre cualquier otra compañía, como dice el famoso dicho Cuanto más conozco a la gente, más quiero a mi perro. No se sabe bien cuándo ni cómo, en algún tiempo remoto el perro se alejó de su ancestro lobuno, se acercó al ser humano y, como dice el escritor y poeta Luis Franco: protegido y cuidado interesadamente, fue convirtiéndose en el maestro de desinterés de su amo, terminando por dictar a lengüetazos la primera pedagogía de amor que aparece en el mundo. Hay fósiles de perros domesticados ya en el 8400 a.c., por lo que se calcula que la domesticación de perros en funciones de caza o de recolección se produjo entre diez y catorce mil años atrás. En el mundo antiguo, en Grecia y Roma, los perros domesticados cumplían funciones de guardianes, de pastoreo e incluso de apoyo en las guerras. Sea como fuere, lo esencial entre el perro y el hombre es que hay comunicación. En el ensayo Comunicación entre perros domésticos y hombres, las investigadoras del CONICET Mariana Bentosela y Alba Mustaca dicen que: La vida en grupo implica que los individuos desarrollen sistemas de coordinación temporal y complementariedad de acciones. La comunicación sería esencial en este proceso. Para los perros la vida en grupos es equivalente a la vida en convivencia con los hombres y por lo tanto, la comunicación exitosa será aquella que permita la coordinación y la complementariedad de acciones entre ambas especies. Estas capacidades comunicacionales de los perros parecen haberse desarrollado durante el proceso de domesticación, en el cual fueron seleccionados, por un lado, por su capacidad de com- 4 prender las señales humanas y por el otro, por su amigabilidad y baja agresividad hacia los hombres. ( ) Este proceso de selección permitió que aquellos perros más aptos para detectar señales humanas y a su vez, para transmitir sus necesidades a los hombres, tuvieran más posibilidades de acceder a diferentes recursos como alimentación, cuidado, refugio, etc. Las capacidades cognitivas estarían así asociadas a las características de su nicho ecológico que tiene como peculiaridad la convivencia con animales de otra especie, los humanos. Esta capacidad comunicacional, propia de la especie, se hará efectiva durante la ontogenia a través de procesos de condicionamiento operante y será modulada por las características peculiares de la relación que cada perro establezca con sus dueños. Esta relación llevará a la selección de las señales más exitosas para la mutua comprensión y la obtención de las diferentes metas que cada una de las partes posea. En ese sentido consideramos que un enfoque eto-psicológico es el más apropiado para una comprensión más clara de este fascinante fenómeno. Más que humano La intensa comunicación y entendimiento entre el perro y el ser humano tomó, hoy en día, nuevas características. Una reunión puede convertirse en un sinfín de anécdotas de mascotas, si alguien lanza la primera, y no faltará quien aporte historias propias o ajenas de perros que percibieron a lo lejos enfermedades o muertes de sus amos, que realizaron acciones heroicas de todo tipo, que salvaron niños de ataques, que espantaron ladrones, perros cuyas destrezas eran la alegría de un pueblo completo, o que acompañaron a sus viejos cuidadores hasta el fin. También aparecerán las anécdotas risueñas o pícaras y las costumbres que entre perros y humanos se imponen mutuamente. Muchas de ellas tienen la característica de humanizar al perro, que cumple todo tipo de funciones sociales. Como señala Bernardo Subercaseaux en El perro en la literatura: Condición humana y condición animal : Los perros ejercen muchos de los oficios que practican los seres humanos. Hay perros que funcionan como guardias en espacios públicos y privados, perros policías que se pasean por los aeropuertos olfateando drogas o artefactos explosivos. Perros enfermeros que facilitan la vida a personas no videntes. Perros entrenados para detectar las bajas de glucemia en personas diabéticas. Perros terapeutas que ayudan a curar las depresiones y que avisan de ataques epilépticos, que guían a niños y a adultos con impedimentos físicos. Hay zoológicos en que las perras funcionan como madres sustitutas de otras especies abandonadas por sus madres (osos, lobos, leones y tigres). Hay perros acróbatas y gimnastas, perros que hacen deporte, que corren carreras o pelean entre sí para deleite de los aficionados; también perros que actúan en películas, en programas de televisión o que se transforman en estrellas de la publicidad. Hay perros Pitbull y Rottweiler que figuran a menudo como delincuentes en la crónica roja de los periódicos. Hay, incluso, perros de ficción, que escriben novelas. Y también hay perros que son peinados con moños colorados, vestidos con trajecitos de Sherlock Holmes, o que tienen fiestas de amiguitos, pet parties a las que asisten con gorritos y tutús de colores. En la sociedad globalizada dice Subercaseaux crecen y crecen los servicios para las mascotas, crecen las industrias de la alimentación, de la salud, de la vestimenta, del acicalamiento, de los seguros y de la vivienda para perros. 5 Hay desde hospitales, restaurantes, peluquerías, viviendas, hoteles, cementerios, hasta sesiones de aromaterapia y sicólogos para perros. Hay también un mundo de libros, revistas y programas de TV sobre perros, especialmente en los Estados Unidos. El mercado de accesorios y del glamour para las mascotas pudientes también ha aumentado de manera considerable: se fabrican desde collares personalizados hasta chalecos, zapatos, calcetas deportivas, perfumes, lentes de sol y pelucas. Marcas como Gucci, Burberry y Louis Vuitton dedican colecciones especiales a esa nueva moda. El mundo de los perros se ha integrado, entonces, plenamente, a un modelo de vida consumista. Es inquietante pensar cómo cada vez más necesitamos humanizarlos, dándoles valores, actividades y hasta apariencia que no terminan de corresponderse con su condición. Así mismo, en los medios de comunicación e Internet, después de ver una noticia escalofriante, o de desearle el peor destino a algún rufián, podemos enternecernos sin pausa y sin culpa con cachorros de perros de raza, reírnos con las ocurrencias de algún ejemplar de otro lado del mundo, y seguir las curas psicológicas de un autodenominado encantador. El bienestar de las mascotas Amigos que viven con uno, que generalmente parten antes que uno, miembros de la familia o mascotas, como se los quiera considerar, los perros viven en la sociedad que los seres humanos se supieron conseguir, y son partícipes necesarios de sus contradicciones. Así, a los perros humanizados de diversas maneras, y a los perros VIP, peinados y perfumados de peluquería, se oponen los perros abandonados, maltratados y olvidados, muchas veces víctimas de verdaderas razias o encierros sin motivo. Las diversas corrientes de los movimientos y entidades por el derecho animal tienen intensos debates sobre cómo deben ser considerados los animales que conviven en nuestra sociedad. Algunas proponen incluso, que sean sujetos con nuestros mismos derechos. O acaso no habíamos declarado a los perros nuestros mejores amigos? Aparece en grabados griegos de hace años, los griegos lo suman a sus esculturas, lo han pintado Velázquez, Goya, Boticcelli e infinidad de artistas; recibe a Ulises en la Odisea, y desde entonces hasta Los Simpson, pasando por Cervantes, Kafka, Mark Twain o Vargas Llosa, es tan parte de nuestra cultura como de nuestra cotidianidad. Lo adoptamos, lo observamos, nos observa. Dicen que en la mirada entre el amo y el perro se genera oxitocina, conocida como la hormona del amor. Quienes tienen y disfrutan de sus perros saben de qué se trata. Hace casi una eternidad vivimos juntos. Y eso nos hace mejores, sin duda. Javiera Gutiérrez Adoptar perros en Vicente López Todos los sábados en Av. Maipú al 2400, esquina Entre Rios, Puerta Banco Nación, Olivos. Frente al Concejo Deliberante. De 10:30 a 14:30 hs. aprox. 6 CINE El tiempo almodovariano El tiempo es el mejor autor: siempre encuentra un final perfecto. (Charles Chaplin). El presente solo se forma del pasado, y lo que se encuentra en el efecto estaba ya en la causa. (Henri Bergson). En este artículo, me propuse rastrear las diferentes formas en que se representa la dimensión del Tiempo. Las realizaciones del director manchego presentan un rico abanico de estrategias discursivas y configuraciones en torno a la dimensión temporal. Para dar cuenta de estos aspectos, he considerado una labor metodológica que consistió en armar un puñado clasificatorio: a) los constantes y evidentes movimientos de flashbacks y flashforwards articulados con tundentes informantes (carteles como sobreimpresiones); b) la construcción de historias del todo contemporáneas (la notoria recurrencia de los medios de comunicación, de las minorías sexuales, y del denominado amor líquido ); c) la alusión intertextual y su anclaje en otros tiempos artísticos (películas, libros, música, actores); d) la consideración del marco témporo-histórico-social (el franquismo, la movida madrileña, las guerras, el sida, las dictaduras latinoamericanas). Los cartelones El cine almodovariano hace honor sobrado honor a las operaciones semióticas de la intertextualidad y de la intergenericidad, sistemática, sintomáticamente. Esa voluntad se aplica passepartout en cualquiera de sus films, ya desde el primero de ellos (Pepi, Luci, Bom, y otras chicas del montón), hace ya más de un cuarto de siglo, pasando por sus textos consagrados a nivel peninsular y mundial, hasta la película que está imaginando por estos meses. Hay el hecho llamativo que dispara el significante del subtítulo más arriba: los cartelones. En La Mala Educación, historia de actores, curas, homosexuales y travestis (dicha pléyade acaso también es marca registrada del director manchego: y me refiero a la presencia de todos esos tipos de personajes juntos, entrelazados, combinados: efecto barroco, bizantino, a modo de un virtual collage), no bien iniciado el relato, aparece un cartelón : Madrid, Letras y números que flotan sobre la pantalla de modo que ubiquen témporo-espacialmente al espectador. Late férreamente en esta decisión almodovariana (que propongo constituye un gesto intertextual) la indicación barthesiana rotulada como informante que es la estrategia explícita, directa, mecánica, denotada, que brinda datos sobre, entre otras cosas, y principalmente, el factor Tiempo y el factor Espacio. Esto nos transporta a un mojón epocal: las tímidas pocas décadas de cuando el cine era mudo: el cinéma pur, a decir de muchos, a juzgar por la existencia, solamente, del hecho visual, fenómeno que nos conduce a reflexionar sobre la etimología del vocablo que da nombre al dispositivo aquí abordado. El guiño de los cartelones conduce a variantes más o menos sinonímicas: los créditos, o los rótulos o, sencillamente, los carteles. Estos signos, chez Almodóvar, se corresponden con una tonalidad chillona. Estos cartelones que nos hablan del Tiempo pero también del espacio se vinculan con una guía violenta por parte del enunciador fílmico. Lo mismo en Carne Trémula, historia en la que se catapulta al espectador a un salto proléptico de veinte años. O en Todo Sobre Mi Madre, en el que se eyecta una prolepsis, hacia el final de la historia, de un lustro. Lo que inquieta aquí es el uso constante de las indicaciones. Los Cartelones : Tiempo Rotulado. El Hic et Nunc El cine almodovariano carece de mediateces para la configuración histórica de los relatos. 7 Parecería que el director necesitara aferrarse a escenarios del todo contemporáneos para la realización de todas sus producciones. Hay, en todo caso, breves referencias a un pasado que, sin embargo, es poco remoto, y contadas alusiones a un lugar foráneo a las ciudades hispánicas paradigmáticas. Las breves referencias a un tiempo pasado se enlazan con una categoría conceptual genettiana precisa y que son las analepsis parciales. Pero no quiero bucear en las tecniquerías de un método con tufillo estructuralista. Pienso en Volver, la última producción, y sus retrocesos gracias a la diégesis desmesurada en los parlamentos finales. Pienso en Hable con Ella y sus melancólicos flashbacks. Pienso en la Eva, de Matador, cuando efectúa un racconto desordenado al comisario meticuloso. Pienso en Mujeres al Borde de un Ataque de Nervios y su apuesta por narrar los hechos posteriores a la ruptura de una otrora pareja feliz (esto es: la historia se desencadena a posteriori de un tiempo benévolo al cual en todo momento es necesario anclar para la comprensión fílmica). Pienso en las propias palabras del director comentando Tacones Lejanos: La primera secuencia sucede en Madrid, y de ahí se marchan al sur, pero no habrá flashbacks, no me gustan los flashbacks, a no ser que sean como los de La Condesa Descalza, que son la esencia de la película. Pero en una narración normal, volver al pasado no me gusta, es un discurso bastardo que dificulta el sistema de la narración. Es-palabra-de-Almodóvar. Vuelvo a las inmediateces. Vuelvo con una enunciación borgesiana. La España post-franquista, la movida madrileña y barcelonesa, el flagelo del sida, el destape sexual, los vestigios de los años duros, la liberación femenina, los bicharracos finiseculares que son los teléfonos celulares, la noble acción de los transplantes de órganos, la debacle económica y laboral de los ochenta, el florecimiento económico de los noventa, las dictaduras latinoamericanas y sus emigrados forzados, los conflictos bélicos en los Balcanes y en Medio Oriente, el auge de los mass-media, la literatura, el teatro y la danza contemporáneos, las minorías sexuales, las desavenencias sentimentales (de todo tono; las más, descabelladas, pasionales). El Hic et Nunc: Tiempo Contemporaneizador. El homenaje El cine almodovariano abunda en rendir pleitesía a cineastas de otros tiempos. Puede leerse su poética como si se tratara de un mosaico de citas, de andamiajes escénicos que disparan raudamente asociaciones fílmicas. Este traslado en el tiempo prefigura otra tendencia de intertextualidades. He aquí otro ingrediente barroco si se trata de marcar características en su estilo, fundamentalmente si la estrategia de marras está tan subrayada que en prácticamente las dieciséis realizaciones advertimos diferentes escenas que cargan con el plus connotativo de referencias a otros films. Se sabe: son ya remanidas las comparaciones (o deslizamientos imitativos) con Billy Wilder: The Apartment, de 1960; con el How to Marry a Millionaire de Jean Negulesco, de 1953; con el Funny Face, de 1957, de Stanley Donen; ciertas reminiscencias hitchcockianas (por ejemplo, en la banda musical de La Mala Educación); con Douglas Sirk; con George Cukor; con Carlos Saura. Es sabida también la enorme afición de Almodóvar por las grandes divas hollywoodenses, por ese glamour chorreante que supo asimilar, mutatis mutandis, en sus chicas, de modo bastante diverso, es cierto, pero no por eso menos logrado. Retomar las posturas corporales, un vestuario ad hoc, la elaboración proxémica de los personajes y, un poco más enmascaradamente, las situaciones contextuales, funden un sentido: hay el deseo (palabra inveterada en el universo almodovariano) de circunscribirse en una cadena, o de iniciarla, en el periplo de homenajes a los clásicos de los cuarenta y de los cincuenta. Son incontables los directores europeos que nunca dejan de recordar la pasión e influencia desatadas, en sus años de jóvenes cinéfilos, por la meca americana. El Homenaje: Tiempo Reverencial. El trasfondo El cine almodovariano no ceja de traslucir el trasfondo político, social, ideológico. Todo film está conectado con un fondo histórico. Y ese fondo influye en la diégesis. No se trata de un mero telón de cariz decorativo o contextual. Esta marca de autor se combina con la constante falta de desfasajes temporales: esto es, los films retratan historias del todo contemporáneas. Almodóvar, esto es evidente, busca que ese fondo gravite en las historias focalizadas. De aquí se desprende la serie de comentarios ejercidos por parte del narrador (o del descriptor). Las reflexiones sociales y políticas se hacen constantes. Es decir, lo real que, a su vez, tiene matices contemporáneos se inserta en la trama y constituye un elemento central, insoslayable, un núcleo. La incidencia es definitoria. La influencia de lo 8 coyuntural se torna decisiva. Este reflejo más sensatamente debería hablarse de tratamiento de lo coyuntural permite que aparezca una actitud declamatoria que, permítaseme correr el albur de lo que he de aseverar, se convierte en un discurso para la posteridad o en un documento de época. Este interés de ligazón con el rato universal está
Related Search
Similar documents
View more
We Need Your Support
Thank you for visiting our website and your interest in our free products and services. We are nonprofit website to share and download documents. To the running of this website, we need your help to support us.

Thanks to everyone for your continued support.

No, Thanks