Fox y el libro de los mártires

Please download to get full document.

View again

All materials on our website are shared by users. If you have any questions about copyright issues, please report us to resolve them. We are always happy to assist you.
 22
 
  Reseña sobre John Fox y su obra El libro de los mártires
Related documents
Share
Transcript
   TITULO:RESEÑA DEL LIBRO DE LOS MÁRTIRES DE JOHN FOXE Introducción: El libro de los mártires fue escrito por John Foxe (1516-1587) primeramente enlatín, durante su exilio en Basilea en 1554, posteriormente cuando Foxe regresóa Inglaterra lo tradujo al inglés y lo revisó y amplió, y se publicó finalmente en1563 por John Day. John Foxe es reconocido por los sectores oficiales de la iglesia de Inglaterra comouno de los más importantes historiadores cristianos, pero a la vez su credibilidades muy discutida en otros sectores eclesiales, especialmente el católico. Exiladopor las persecuciones habidas en Inglaterra durante el reinado de María laSanguinaria, a su regreso, después de la muerte de la reina, publicó su famosoLibro de los mártires, una obra que causó tal impacto en la sociedad inglesa de laépoca, que, hasta la aparición de El peregrino de Bunyan en 1678, los puritanosno tenían otra lectura que la Biblia y el Libro de los mártires.El libro es una descripción de las persecuciones de protestantes, principalmenteen Inglaterra, y otros grupos de siglos anteriores quienes son considerados porFoxe y otros de sus contemporáneos, tales como John Bale, como los precursoresde la reforma protestante a través de la cual el linaje de la iglesia de Inglaterrapuede ser rastreado desde el siglo primero y las primeras persecuciones. “En la tercera persecución, Plinio el Joven, hombre erudito y famoso,viendo la lamentable matanza de cristianos, y movido por ella acompasión, escribió a Trajano, comunicándole que había muchos miles deellos que eran muertos a diario, que no habían hecho nada contrario a lasleyes de Roma, por lo que no merecían persecución. «Todo lo que elloscontaban acerca de su crimen o error (como se tenga que llamar) sóloconsistía en esto: que solían reunirse en determinado día antes delamanecer, y repetir juntos una oración compuesta en honor de Cristocomo Dios, y a comprometerse por obligación no ciertamente a cometer maldad alguna, sino al contrario, a nunca cometer hurtos, robos oadulterio, a nunca falsear su palabra, a nunca defraudar a nadie; despuésde lo cual era costumbre separarse, y volverse a reunir después para participar en común de una comida inocente”  (Capítulo II, página 11)Aunque el trabajo se conoce comúnmente como El libro de los mártires , eltítulo srcinal y completo es Actes and Monuments of these Latter and PerillousDays, touching Matters of the Church. El trabajo fue producido e ilustradopródigamente con gran cantidad de grabados de gran valor artístico.La primera parte del libro trata sobre los primeros mártires cristianos, narra unabreve historia de la iglesia medieval, incluyendo las Inquisiciones, y una historia 1  de los Wycliffite del movimiento de Lollard. La segunda parte habla de losreinados de Enrique VIII y Eduardo VI, y en el tercero del reinado de María.La descripción de Foxe del reinado de María y de los horribles martirios queocurrieron durante la misma, fueron muy influyentes en la formación de unaidentidad nacional inglesa y protestante. “...María, consiguiendo la corona por medio de falsas promesas,emprendió rápidamente la ejecución de sus expresas intenciones deextirpar y quemar a cada protestante. Fue coronada en Westminster de lamanera usual, y su accesión fue la señal para el inicio de la sangrienta persecución que tuvo lugar.Habiendo obtenido la espada de la autoridad, no fue remisa en emplearla.Los partidarios de Lady Jane Gray estaban destinados a sentir su fuerza”  (Capítulo XVI, página 166 )La intención de Foxe era atacar la a Iglesia Católica Romana, centrándose sobretodo en la persecución de Maria, y establecer una justificación histórica para lafundación de la Iglesia de Inglaterra como la encarnación contemporánea de laverdadera iglesia católica, más que como una nueva religión o secta. “No será inapropiado dedicar unas pocas páginas de esta obra a dar unbreve detalle de las vidas de algunos de los hombres que primero dieron pasos, con indiferencia al poder fanático que se oponía a toda reforma, para detener la marea de la corrupción papal, y sellando las purasdoctrinas del Evangelio con su sangre. Entre ellos, Gran Bretaña tuvo elhonor de tomar la delantera y de mantener los primeros aquella libertaden la controversia religiosa que dejó atónita a toda Europa, y quedemostró que la libertad religiosa y política son las causas de la prosperidad de esta favorecida isla.”  (Capítulo VII, pagina 109)Foxe continuó recogiendo material para ampliar su trabajo a través de toda suvida, la segunda edición llenaba dos pesados volúmenes con 2.300 páginas entotal, realizando tres ediciones revisadas. Después de la terminación de lasegunda (1570), cada iglesia o catedral y en las casas de los dignatarios de laiglesia había una copia del libro para que la mayor cantidad de personas tuvieranacceso a su contenido.  John Foxe Foxe nació en 1516 en Boston, Lincolnshire, Inglaterra, en el seno una familiaacomodada.Alrededor de 1534, a los 16 años, John Foxe entró en el Colegio Brasenose de laUniversidad de Oxford. En 1535 fue admitido al Colegio Magdalena donde pudomejorar su latín y colaborar como instructor menor. Después siguió en launiversidad como profesor a prueba y se convirtió en profesor titular en julio de1539.Una serie de cartas manuscritas de Foxe presuntamente escritas entre 1544-45muestran a un hombre de disposición amigable y simpatías cálidas,profundamente religioso, ardiente estudioso y con gran celo por mantenerbuenas relaciones con los demás estudiosos . Cuando cumplió los 25 años deedad, había leído los clásicos griegos y latinos, los escritos escolásticos, la ley 2  canónica y poseía cierto dominio del idioma hebreo.Foxe tenía un futuro prometedor y cómodo, pero en 1545 dimitió de su cargo enla universidad, al aceptar las creencias protestantes condenadas por la Iglesia deInglaterra bajo Enrique VIII. Los registros del colegio muestran que renunció porvoluntad propia y ex honesta causa .Después de esto pasó por un período de grandes necesidades. Se colocó comotutor en el hogar de Thomas Lucy de Charlecote, cerca de Stratford-upon-Avonen donde contrajo nupcias con Agnes Randall el 3 de febrero de 1547.La condición de Foxe mejoró tras la muerte de Enrique VIII en enero de 1547 y laposterior ascensión Eduardo VI que trajo la formación del Consejo Privado delReino Unido dominado por protestantes a favor de la Reforma. A finales de 1547,Foxe se trasladó a Londres y completó tres traducciones de sermonesprotestantes publicados por Hugh Singleton. En este período, Foxe encontró elapoyo de María Fitzroy, la duquesa de Richmond, que lo empleó como profesorparticular de los niños huérfanos de su hermano, Henry Howard, católico quehabía sido ejecutado por traición en enero de 1547. Los niños eran Thomas, quese convirtió en cuarto duque de Norfolk y en un amigo valioso de Foxe; Jane,posteriormente Condesa de Westmorland; Henry, posteriormente Conde deNorthampton; y Charles, que comandaría la flota inglesa contra la armadaespañola.De 1548 a 1551, Foxe realizó un tratado en contra de la pena de muerte poradulterio y otro en apoyo a la excomunión eclesiástica de aquellos quienes creía guardaban una ambición velada bajo la cubierta del protestantismo . Tambiéntrabajó, aunque sin éxito, en contra de dos quemas por motivos religiososdurante el reinado de Eduardo VI. En este periodo fue ordenado diácono porNicholas Ridley el 24 de junio de 1550Con el ascenso de María en julio de 1553, Foxe perdió la tutoría cuando el abuelode los niños, el Duque de Norfolk, fue liberado de la prisión donde estaba. Foxese mantuvo cauteloso, pues sabía que había cometido un error al haber escritolibros protestantes mientras el clima político empeoraba, e incluso se sintiópersonalmente amenazado por el obispo Stephen Gardiner. Finalmente tuvo queescapar de los oficiales enviados para su arresto, se fugó por mar junto a suesposa que estaba embarazada y estuvo viviendo con muchas penalidades enAmberes, Róterdam, Fráncfort, Estrasburgo y Basilea.Al morir María I en 1559, Foxe se encontraba en una condición de pobreza tal queera incapaz de regresar a Inglaterra con toda su familia hasta que consiguió quele fuera enviado dinero.De regreso, vivió diez años en Aldgate, Londres, en casa de su antiguo pupilo Thomas Howard, ahora el cuarto duque de Norfolk. Foxe rápidamente se asociócon John Day, el impresor de obras religiosas controversiales, al tiempo quetrabajó en una nueva martirología que eventualmente se convertiría en el Librode los Mártires. Su tiempo A Foxe (1516-87) le tocó vivir plenamente los movimientos eclesiales y socialesdel siglo XVI. De forma específica las especiales circunstancias inglesas pero 3  también los movimientos del entorno europeo.Inglaterra estuvo junto a Roma durante casi mil años, antes de que ambasiglesias se separaran en 1534, durante el reinado de Enrique VIII. La separaciónteológica se venía gestando en el seno de la Iglesia británica por medio demovimientos como el de los Lolardos, pero la reforma inglesa ganó verdaderoapoyo político cuando Enrique VIII quiso anular su matrimonio con Catalina deAragón. Bajo presión del sobrino de Catalina, el emperador del Sacro ImperioRomano Germánico Carlos V, el Papa Clemente VII, inicialmente favorable a lasolicitud, la rechazó, por lo que el rey Enrique VIII, aunque teológicamente uncatólico romano devoto (proclamado Defensor de la Fe por sus ataques alLuteranismo), decidió convertirse en Jefe Supremo de la Iglesia de Inglaterra paraasegurar la anulación de su matrimonio.Enrique mantuvo una fuerte preferencia por la liturgia católico-romanatradicional durante su reinado, de modo que los reformadores protestantes nopudieron realizar prácticamente ningún avance en las doctrinas y prácticas de laIglesia de Inglaterra bajo su mandato. Pero bajo el gobierno de su hijo, EduardoVI (1547 - 1553), la iglesia sí llego a ser teológicamente protestante aunquefuese solo hasta retornar a la Iglesia Católica Romana durante el reinado de lareina María I en 1555 (que fue apodada por sus detractores como María laSanguinaria - Bloody Mary). El establecimiento, bajo el gobierno de Elizabeth I (apartir de 1558) de una Iglesia de Inglaterra claramente protestante, peromoderada, (pues reconocía su herencia católica y apostólica), permitióconsolidarla legalmente (conforme al estado y parte de él) y permitirle acomodardentro de su comunión a una amplia gama de posiciones teológicas, lo cual hasido, desde entonces, una de sus características esenciales. Fiabilidad del libro: La exactitud y veracidad de Foxe han sido virulentamente atacadas,especialmente en Inglaterra, los papistas, previendo lo perjudicial que sería parala causa de ellos aquella historia de sus errores y crueldades, recurrieron a todoslos ardides para rebajar reputación de su obra y se ha difundido la impresión deque el concepto tradicional de la persecución de María debía de ser modificadoen muchos aspectos. Esta cuestión ha sido cuidadosamente investigada por todotipo de especialistas, unos mas proclives a defender la validez del texto de Foxey otros más tendentes a ver la manipulación e intencionalidad de los relatos paradefender las ideas anticatólicas. Entre todos estos estudiosos uno de ellos, eldoctor J.F. Mozley reconoció que comenzó la investigación con prejuicios, peroluego su impresión cambió: “me acerqué a él con sospecha”, su conclusión esque las inexactitudes de Foxe han sido grandemente exageradas: “Nos llevará ala verdad histórica, nos ayudará a plantar nuestros pies sobre la roca sólida... Lerespetamos por su celo y seriedad, por su trabajo enormemente esmerado. Ledamos gracias por el conocimiento histórico que él ha preservado de ladestrucción” (John Foxe and his book, 1940, Págs. 237-39).Otros como Harpsfield Parsons le acusaron de falta de honradez y de mutilardocumentos y pruebas.Algunos autores, como Douglas Campbell y Henry Morley, creen que el principalvalor de esta obra es que sirvió para moldear el carácter nacional y el espíritu delibertad en América, calificándolo como “un monumento que marca el crecientepoder de un deseo de libertad espiritual, de desafío a todas aquellas formas que 4
Related Search
We Need Your Support
Thank you for visiting our website and your interest in our free products and services. We are nonprofit website to share and download documents. To the running of this website, we need your help to support us.

Thanks to everyone for your continued support.

No, Thanks